Corona Aragonensis

 

drac-2

El proyecto Corona Aragonensis nace con el propósito de estudiar la configuración de la imagen de poder de la Corona de Aragón durante las épocas medieval y moderna, desde su creación en 1164 hasta la pérdida definitiva de su autonomía política con los Decretos de Nueva Planta impulsados por Felipe V entre 1707 y 1716.

En 1164 convergían en la figura de Alfonso II el Casto las dignidades de rey de Aragón y conde de Barcelona, dada su condición como heredero de Ramón Berenguer IV y de Petronila, hija del monarca aragonés Ramiro II el Monje. Con ello se sentaban las bases para la creación de una nueva entidad política conocida ya desde el siglo XIII como “Corona Aragonensis”, la cual iría alcanzando gran poder gracias a su expansión más allá de los Pirineos, sobre los territorios de al-Andalus, y por el escenario mediterráneo (Mallorca, Cerdeña, Córcega, Sicilia, Nápoles, Atenas y Neopatria).

Al igual que el resto de reinos feudales, la nueva monarquía reinante en la Corona de Aragón fue desarrollando sus propios instrumentos legitimadores. Paulatinamente este constructo cultural e ideológico cristalizó en un rico y particularizado aparato ceremonial, simbólico, arquitectónico y artístico, asimilado en cada territorio como propio más allá de las distintas particularidades. Dicha especificidad fue fraguando a partir de una imagen dinástica y regia particularizada mediante la heráldica, las galerías de retratos, los palacios y el panteón de Poblet; mediante una religiosidad particular vinculada a reliquias (el Grial), devociones (san Jorge, la Inmaculada, la heterodoxia cátara) y órdenes religiosas (Císter, Cartuja, Carmen); además de otros rasgos específicos tales como el ideal de cruzada y el vínculo con órdenes militares (San Jorge de Alfama, Montesa, la Jarra y el Grifo) o el haber alcanzado tres veces el solio papal (Benedicto XIII, Calixto III, Alejandro VI).

La unión dinástica lograda por los Reyes Católicos y, sobre todo, la llegada al trono de Carlos V en 1516, tuvieron importantes consecuencias para la Corona de Aragón, al integrarse en la Monarquía Hispánica como parte de un proyecto mucho mayor de alcance universal. Con los Austrias los territorios aragoneses pasaron a depender de un rey distante de forma que, más allá de visitas importantes como las de Carlos V a Barcelona o la boda de Felipe III en Valencia, el monarca se hizo presente a través de las distintas fiestas públicas. Esta nueva realidad trajo consigo la paulatina disolución del perfil propio de la Corona, capaz no obstante de mantenerse parcialmente hasta la llegada de los Borbones a principios del XVIII. El apoyo fracasado al pretendiente austracista durante la Guerra de Sucesión propició que el nuevo monarca Felipe V impusiese mediante los Decretos de Nueva Planta (1707 para Aragón y Valencia; 1715 Mallorca; 1716 Cataluña) un nuevo modelo absolutista, centralista y unitario. Como resultado, los distintos reinos de la antigua Corona de Aragón pasaron a regirse según la legislación castellana, perdiendo definitivamente su autonomía.

222

Con este nuevo proyecto el grupo de investigación Iconografía e Historia del Arte (IHA) pretende acercarse a una realidad geográfica y cultural muy próxima como es la Corona de Aragón, dada su pertenencia a la Universitat Jaume I de Castellón (UJI), haciéndolo desde la óptica de su campo de estudio preferente, la iconografía del poder. El objetivo inicial es la realización de dos libros centrados en dicha temática, el primero de ellos titulado El linaje del rey monje. La configuración cultural e iconográfica de la Corona Aragonensis (1164-1516), se centrará en la etapa de autonomía plena de la Corona de Aragón durante los siglos de la Edad Media. El segundo, ubicado cronológicamente en la edad Moderna y bajo el título de El linaje del rey católico. La Corona de Aragón en la Monarquía Universal de los Austrias (1517-1714), estudiará las formas de permanencia de una imagen específica aragonesa dentro de un proyecto universal y hegemónico como fue el de los Habsburgo. Uno de los rasgos propios de IHA ha sido su constante voluntad de crear sinergias con otros grupos y facilitar la participación de la comunidad científica, por lo que también se ha marcado como objetivo del proyecto la celebración de un futuro congreso internacional La imagen del poder en la Corona de Aragón, además de otros seminarios y actividades.

Con todo ello se busca propiciar la necesaria puesta en valor de un rico patrimonio histórico, dotado de un evidente valor artístico y cultural, pero también capaz de abrir vías para propiciar la comprensión y relación entre espacios y personas herederas de  aquel complejo y brillante proyecto político que fue conocido como Corona Aragonensis.

Director: Víctor Mínguez
Coordinador: Antonio Gozalbo
Grupo de Trabajo:
  • Antonio Gozalbo.
  • Víctor Mínguez.
  • Inmaculada Rodríguez Moya.

Primera reunión: 7 de diciembre de 2016. Salón Gótico del Ayuntamiento de Alcora

img-20161207-wa0013

img-20161207-wa0005

img-20161207-wa0009

img-20161207-wa0003

img-20161207-wa0001

img-20161207-wa0013

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>